Monedas romanas: el peso del poder

Monedas romanas: el peso del poder

  • febrero 2016
  • Posted By Subastas Gema
  • 0 Comments

¿Qué podría decirse de Roma que no se haya desarrollado ya? Es muy difícil encontrar un tema de la historia de la humanidad que no haya sido exprimido al máximo con anterioridad. Cuando hablamos de esta ciudad casi siempre optamos por citar temas alrededor de la guerra, las batallas y las victorias. Pero hay mucho más, por ejemplo la cultura, y en concreto las monedas romanas. ¿Verdad que suscita interés?

Fue en un artículo reciente donde te explicaba toda la contextualización de las monedas de oro españolas, y, si lo has leído, seguramente haya generado en ti una sensación de curiosidad. ¿Todos tenemos dentro ese ansia de conocer lo que no alcanzamos a comprender? La historia es uno de los pilares más desconocidos de nuestra existencia: muchos vacíos y pocas respuestas. Pero ahora te las daré con gusto.

No sin antes hacer un barrido de varias puntualizaciones sobre Roma. Cuando se nombra esta ciudad hay que empezar refiriéndola a uno de los mayores imperios de la historia del ser humano. Cierto es que el británico es que más extenso con diferencia, pero con el romano hablamos de, tras el español, el más poderoso. ¿Por qué? Sencillamente porque decidió el curso de los acontecimientos hacia una dirección que no tenía por qué seguir.

La Antigua Roma se ha dividido en tres dominios temporales: monarquía, república e Imperio. La primera vivió de su nacimiento con Rómulo a su derroque con Lucio; la segunda fue un continuo cambio de posturas, hasta que llegó César Augusto para ganar las Guerras Civiles y posicionarse como único soberano; con esto llega el Imperio Romano, época de mayor esplendor y caída definitiva.

Un cúmulo de cambios radicales, conspiraciones contra el estado y más causas provocaron su separación en dos, y como consecuencia la destrucción total de Occidente y Oriente, por este orden. Igualmente es todavía de los temas más debatidos por los historiadores, hasta el punto de calificarlo como ‘el mayor enigma de todos’.

Roma ha dado a la cultura mundial, y concretamente europea, una inmensa lista de frutos, entre ellos las monedas romanas. Parece una tontería, pero una sola de estas ha sido testigo de mucho más tiempo que cualquier ser humano. Entonces, ¿estás listo para ver cuáles eran?

 

Vídeo sobre las monedas romanas.

Monedas romanas que hacen historia

1. De la República. Estamos hablando de la época comprendida entre 211 y 27 antes de Cristo. Pero, ¿sólo había una? Evidentemente no, y aquí tienes la prueba.

Fuente: Wikipedia

  • DenarioEs la moneda de la Antigua Roma que llegó a convertirse en oficial del sistema monetario romano. Su peso rondaba los 4 gramos y tenía una amplitud de más o menos 18 milímetros. ¿De qué material? De plata en la mayoría de los casos.Como suele pasar, ante la venida de tiempos de escasez las monedas pierden valor, y por eso el denario, al ser de las primeras, equivalía a 2 quinarios, 4 sestercios y 10 ases.Si hubo cambios en el peso o el diámetro sería por mandato personal de algún emperador. Se marcaba con una ‘X’.
  • Sestercio. Es otra de las más antiguas monedas romanas, simbolizada con ‘LLX’, que se fabricaba con plata para pasar a bronce en la época del imperio. También llegaría a formar parte del sistema monetario romano común. Su equivalencia estándar era de dos ases y medio.
  • Dupondio. Es la moneda romana antigua equivalente a un quinto de denario y dos ases, marcada con una corona radiada en la cabeza del rostro del emperador para distinguirlas de las otras monedas. Dejó de fabricarse en el siglo tercero después de cristo. Estaba hecha de bronce.
  • As. Se trata de la primera moneda del Roma, puesto que durante la Monarquía no habían, desde la República entonces. Ya fueron el resto de subdivisiones, las anteriores, las que las acompañaron en el sistema monetario oficial. No solían tener marca dada su antigüedad, pues se identificaban con los rostros de los máximos mandatarios. También se creaban de bronce.
  • Semis. Otra de las monedas romanas más clásicas, junto a la anterior, y por tanto con las mismas características. También fue afectada por la reforma monetaria de César Augusto en el año 23 antes de Cristo y dejó de funcionar en el siglo III.
  • Triens, Quadrans y Quincunx. Son monedas de mucho menos valor que el denario: el primero un treintavo, el segundo un cuarentavo, y el tercero una vigésimo cuarta parte.


2. Del gobierno de Augusto.

  • ÁureoEs la primera moneda que impuso el primer emperador romano, por tanto desde el siglo I hasta el IV. Equivalía a 25 denarios de plata, por tanto tenía mucho valor: era de oro. Tenía casi las mismas características físicas que éste, y fue con Marco Aurelio cuando declinó.
  • Quinarios y repetición de monedas romanas. Aquí entrarían de lleno los versionados de áureo y argenteo: el primero valía la mitad de un áureo y el segundo era la cincuentava parte. También hay que sumar la permanencia de denario, sestercio, dupondio, as semis y quadrans.

3. Del edicto monetario de Diocleciano (años 301-305)

  • Sólido bizantinoEs la moneda que sustituyó al áureo. Era también de oro y fue promovida por el emperador romano Constantino I el Grande. Tenía un peso de casi 5 gramos y un diámetro de más de 20 milímetros. Tuvo tanto éxito porque fue uno de los pilares de la reforma económica para el Imperio de Oriente. Por tanto tenía mucho valor, concretamente 1.000 denarios.
  • Argenteo. Se trata de una moneda de plata del Imperio Romano impuesta por la reforma de Diocleciano. La forma, el peso y la amplitud son similares al denario de Nerón: correspondía a una décima parte de un sólido.
  • Nummus. Son 10 gramos de peso y y 30 milímetros de diámetro los que forman esta moneda de bronce, de valor muy bajo, creada sobre el año 300. Su coste era el de una cuarentava parte del sólido.
  • Radiate. Moneda que variaba entre los 2 y los 3 gramos, de menor valor aún (1/200 parte del sólido) e introducida con la reforma monetaria de Diocleciano.
  • Laureate y denario.El primero correspondía a una porción de 500 veces el sólido, por ello tenía un valor tan bajo. De nuevo se repetiría el denario, que aquí tenía menos coste aún, una milésima de sólido.
3. De la decadencia imperial (años 337-476)
  • Sólido y nummus. Se mantendrían como moneda más fuerte y más floja, respectivamente.
  • Miliarense. Moneda de plata del Bajo Imperio Romano que variaba entre los 4 y los 6 gramos de peso y rondaba los 23 milímetros de amplitud. Fue creado bajo el gobierno de Constantino el Grande. Un sólido eran 12 miliarenses.

  • Siliqua. Era y sigue siendo un término para designar las monedas romanas de pequeño tamaño y escaso valor comercial. Solo hace falta saber que era una vigésimo cuarta parte de un sólido.
  •  Follis. Son las monedas romanas y bizantinas de bronce equivalentes a 1/180 de sólido. Si algo las caracterizaba era su gran tamaño, casi siempre rondando los 25 milímetros.

Ya conoces las monedas romanas con exactitud

La historia tiene siempre un pie cojo, dado que es imposible guardar toda la información para darla a conocer generación tras generación: imagina en la época romana. Ahora ya tienes información suficiente sobre el sistema monetario de la Antigua Roma, pero si quieres más puedes entrar aquí. y para eso tienes la posibilidad de llamar al número 96 391 51 19.

También quiero que sepas que tienes la oportunidad de seguirnos en las redes sociales. Estamos contigo en el mundo social a través de Facebook, Google Plus, y Twitter.

Más Artículos Interesantes

Comments

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies

Close [X]